viernes, junio 14, 2024

Roberto Álvarez tilda de “irracional” e “inaceptable” declaración de Haití de continuar construcción del canal

spot_imgspot_imgspot_imgspot_img

Santo Domingo.– Durante la sesión extraordinaria del Consejo Permanente de la OEA, celebrada este miércoles, el Canciller Roberto Álvarez expresó su preocupación ante las declaraciones del embajador haitiano ante la OEA, Leon Charles, en las que afirmó que Haití no paralizará la construcción del canal en el río Masacre.

Álvarez tildó de “irracional e inaceptables” las reiteradas declaraciones del embajador haitiano, quien enfatizó la determinación del gobierno haitiano de continuar con la construcción del canal a pesar de las advertencias de las autoridades dominicanas sobre los riesgos asociados a este proyecto.

El Ministro de Relaciones Exteriores manifestó su inquietud por la posible amenaza que esto representa para las comunidades aledañas al lugar donde se pretende tomar el agua del río Masacre, especialmente la zona franca Codevi ubicada en Juana Méndez, Haití, que alberga a miles de empleados haitianos y dominicanos.

“La construcción del canal podría exponer a estas comunidades a inundaciones, poniendo en peligro sus vidas y propiedades”.

Posibles daños por construcción del canal

Álvarez destacó que la ubicación del canal, que está a dos metros por encima del río, aumenta el riesgo de inundaciones, especialmente durante las crecidas causadas por las lluvias. Añadió que la provincia Dajabón y la comunidad de Juana Méndez en Haití también estarían en peligro si el canal se construye sin un análisis adecuado de sus impactos.

“Yo no logro entender cómo es posible que un Estado responsable no quiera sentarse a discutir”, apuntó Álvarez, enfatizando la necesidad de un diálogo constructivo para abordar estos riesgos potenciales.

El diplomático también deploró la actitud del embajador haitiano y calificó la acción como “absolutamente irresponsable,” alegando que podría causar un acto ilícito internacional con las responsabilidades correspondientes.

Álvarez subrayó que reconocen el derecho de Haití al uso justo y equitativo de las aguas, pero pidió el cese de las obras para realizar los estudios necesarios que determinen si la construcción del canal es factible o no. También destacó que el gobierno dominicano no considera que la construcción de la obra sea factible, y advirtió de que uno de los riesgos es la posibilidad de desviar todas las aguas del afluente.

Asimismo el ministro manifestó que la República Dominicana sigue comprometida con encontrar una solución justa y equitativa en este asunto, pero también con la seguridad y el bienestar de sus ciudadanos y las comunidades vecinas, por lo que instan a la OEA a actuar de manera responsable y coordinada para abordar esta situación que puede tener graves consecuencias en la región.

spot_imgspot_imgspot_img

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe las últimas noticias en tu casilla de email.

ARTÍCULOS RELACIONADOS
- Anuncio -

Más popular